Los desórdenes informativos propagados en Venezuela ocurren en contexto de sobreinformación y politización.

Los desórdenes informativos propagados en Venezuela ocurren en contexto de sobreinformación y politización.

Sumario: El equipo de COVID InfoDesorden dio a conocer los resultados de la investigación realizada en Venezuela, en la que se observaron las dinámicas de propagación y la vinculación de desórdenes informativos que conectan la pandemia de COVID-19 con la política nacional, asuntos geopolíticos, teorías de conspiración, mitos y epistemes

Un equipo interdisciplinario de investigadores en desórdenes informativos realizó durante cuatro meses el monitoreo de 110 grupos de WhatsApp en Venezuela para conocer las dinámicas de los desórdenes informativos vinculados a la pandemia de COVID-19.

El reporte COVID Infodesorden recoge evidencias en las que destacan el uso político de la pandemia en Venezuela, a través de la promoción intencional del aparato comunicacional oficialista de una narrativa épica de afrontamiento, por parte de funcionarios y autoridades, la estigmatización de migrantes retornados, así como la propagación de contenidos que expresan sentimientos de animadversión contra los países vecinos, Colombia y Brasil , responsabilizándolos de la infiltración del virus a través de sus fronteras con Venezuela. 

“Un entorno general de politización afecta las posiciones, vocerías y toma de decisiones sobre la atención de la pandemia, desde todos los sectores sociales”, concluye el estudio. 

22% de los contenidos estudiados vía WhatsApp son desórdenes informativos 

Entre el 1° de abril y el 31 de julio 2020, el equipo de COVID InfoDesorden recolectó 2.401 piezas cuyo tema central fue la pandemia. De este corpus, 520 calificaron como contenidos asociados a desórdenes informativos

El análisis del contenido también identificó dos formatos nativos de WhatsApp que fueron utilizados para la propagación de desórdenes: notas de audio y cadenas de texto  “Los audios representan 9% de todas las piezas compartidas y las cadenas representan 81% de todos los textos. Ambos formatos juegan un papel estelar en la viralización de contenidos desinformativos. A lo que se suman los videos, que representan 16% de las piezas que circulan en WhatsApp”. Las piezas anónimas son las más compartidas por los usuarios en los grupos monitoreados. 

En cuanto a temas y subtemas, en términos absolutos las piezas más reenviadas son las referidas a la gestión y uso político de la pandemia. No obstante, si se considera en términos proporcionales al total de piezas por tema, 82% de los contenidos conspiranoicos fueron reenviados, superando a los contenidos de otros temas.

Uso intencionado y generación orgánica de desórdenes informativos en Venezuela

De acuerdo a las conclusiones del reporte COVID Infodesorden, la propagación de desórdenes informativos relacionados con la pandemia de COVID-19 en el ecosistema digital venezolano es multiplataforma. Variantes de los mismos contenidos circulan paralelamente en WhatsApp y las principales plataformas de social media: Facebook, YouTube y Twitter.

“Los indicios apuntan a que la propagación de desórdenes informativos en Twitter y YouTube podrían ser más frecuentemente producto de operaciones coordinadas con intereses políticos o mercantiles y que la propagación de desórdenes informativos relacionados con el COVID 19 en Facebook y WhatsApp podría ser frecuentemente de naturaleza orgánica”

Asimismo, señalan que entre las prácticas registradas para la propagación de desórdenes informativos está el uso de contenidos conspiranoicos y contenidos hiperpartisanos utilizados para generar clicks y tráfico hacia sitios de noticias basura o sitios de venta en-línea de mercancías.

Desórdenes informativos con flujo transfronterizo

La investigación fue realizada por especialistas del Instituto de Investigación de la Comunicación de la Universidad Central de Venezuela (ININCO), Venezuela Inteligente y el Observatorio de Desinformación, ObserVe. 

Entre los objetivos planteados establecieron determinar las dinámicas y relaciones entre contenidos circulados en Venezuela vinculados a la pandemia y a la geopolítica. Al respecto, el reporte COVID InfoDesorden señala que los desórdenes informativos que circularon en WhatsApp no se circunscriben a los límites geográficos de Venezuela, sino que con alta frecuencia han migrado desde otros países.

“Encontramos una extensa difusión de contenidos de sinofobia, que se enraizan con el surgimiento de la pandemia en China y sugieren que la expansión global del contagio fue intencional, así como ataques a la institucionalidad internacional para la atención de la crisis de salud, con alta frecuencia de contenidos de ataque contra la Organización Mundial de la Salud (OMS)” 

Puede consultar el reporte completo y la metodología utilizada en / 

Equipo de Investigadores: /equipo-de-investigacion/